Pudo ser una masacre en Paysandú

centralizados

Pudo ser masacre lo ocurrido en Paysandú cuando un joven de 18 años intentó imitar lo sucedido días atrás en Newtown, Connecticut, Estados Unidos. Gracias a la rápida respuesta de los efectivos policiales, y a cuestiones del destino, no se registraron heridos.

El hecho ocurrió pasadas las 9 horas del sábado (15), cuando un joven ingresó a las instalaciones de COMEPA y realizó disparos con un arma calibre 22.

El plan era atacar en la UTU

El plan original era protagonizar un hecho similar al ocurrido el viernes en Estados Unidos; oportunidad en la que un joven llamado Adam Lanza ingresó a un colegio de Newtown y realizó sendos disparos provocando la muerte de 26 personas, entre los que se encuentran 20 niños.

Sin embargo, el edificio donde funciona la Universidad del Trabajo del Uruguay (UTU), elegido por el estudiante sanducero para llevar adelante su plan, se encontraba cerrado. Ante esta realidad, lejos de desistir en su intento, el joven optó por caminar por varias cuadras hasta llegar al edificio donde funciona Servicios Centralizados de COMEPA, la clínica mutual privada de la ciudad de Paysandú.

Momentos de nerviosismo y confusión

Dentro de as instalaciones de COMEPA, el joven ingresó a uno de los baños donde realizó un disparo aparentemente de prueba, con el fin de asegurarse el adecuado funcionamiento del arma. La detonación llamó la atención de un policía retirado que casualmente se encontraba en el sitio.

El policía retirado acudió al baño a constatar cuál era la situación, oportunidad en la que fue destinatario de otro disparo, salvando su vida de milagro ya que la bala pasó muy cerca de su cabeza.

En ese momento, en el centro de asistencia médica de COMEPA, se encontraban empleados de la mutualista, así como usuarios de los servicios médicos, entre los que se encontraban niños pequeños y bebés. Esta situación generó mucha conmoción entre los presentes, quienes vivieron momentos de mucho nerviosismo y confusión.

Los disparos que impactaron contra ventanas, puertas y paredes no alcanzaron a ninguno de los presentes, por lo que no hubo que lamentar heridos.

Finalmente, el joven fue reducido y conducido a la seccional policial. Atendido en una primera instancia por un experto forense, se determinó que el joven padecía -en momentos del ataque- una severa crisis de delirio.

El atacante de la frustrada masacre de Paysandú

El joven de 18 años autor de los disparos es hijo único de una familia sanducera. Según las informaciones brindadas, se trata de un estudiante de electromecánica en la UTU, al tiempo que también desarrollaba estudios de administración de empresas en Paysandú Innova.

Según informaron las fuentes, el joven es buen alumno y logra buenas notas en sus estudios, aunque no logra una integración adecuada con los demás.

El estudiante fue trasladado a una clínica psiquiátrica, donde será internado por una semana bajo custodia policial.

Written By

  • “será internado por una semana bajo custodia policial” ?? Una semana?? Y después?
    Demencial lo que pasó y ojalá que quien lo juzgue tenga la suficiente coherencia para ver que si esto no tiene una pena acorde a la gravedad del hecho lo único q lograrán va a ser fomentar este tipo de cosas.